COMO MARÍA, SER PORTADORES DE BENDICIÓN

Written by misioneras

03/01/2021

Acogiendo a María somos bendecidos, pero también aprendemos a bendecir. La Virgen, de hecho, enseña que la bendición se recibe para darla. Ella, la bendita, fue bendición para todos los que la encontraron: para Isabel, para los esposos de Caná, para los Apóstoles en el Cenáculo… También nosotros estamos llamados a bendecir, a decir bien en nombre de Dios.

El mundo está gravemente contaminado por el decir mal y por el pensar mal de los demás, de la sociedad, de sí mismos. Pero la maldición corrompe, hace que todo degenere, mientras que la bendición regenera, da fuerza para comenzar de nuevo. Pidamos a la Madre de Dios la gracia de ser para los demás portadores gozosos de la bendición de Dios, como ella lo es para nosotros. (Homilía del Papa Francisco, Solemnidad de Santa María, Madre de Dios, 1 de enero de 2021)

1 Comentario

  1. María Luisa Calero

    Muy buena reflexión

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CRECER, POTENCIALIDAD Y FUTURO.

CRECER, POTENCIALIDAD Y FUTURO.

Jesús crece en sabiduría, estatura y gracia. Crecer es un verbo que nos invita a mirar y a mirarnos en clave de potencialidad y de futuro. Es una invitación permanente a desplegar y desarrollar capacidades, habilidades y aptitudes. Es una puerta para mejorar,...